Descúbrete: Las 3 dimensiones a conocer de ti mismo/a para la auto-realización

¿Quién es ese/a?… Es a partir de los dos años de vida aproximadamente cuando los bebés comienzan a señalarse cuando ante un espejo un adulto les pregunta quién aparece en el reflejo.

Esa reacción de sorpresa positiva ante el auto-reconocimiento es la que debería acompañar a una persona durante el proceso de descubrimiento de uno mismo que, por otra parte, dura toda la vida.

La relación con uno mismo es muy probablemente la relación personal más importante que desarrollamos a lo largo de nuestra vida por dos motivos fundamentales:

1º Porque tú eres la persona con la que más tiempo vas a pasar a lo largo de tu vida. 2ª Porque la relación contigo mismo condiciona significativamente la relación con el resto.

Atendiendo a la primera de las razones, es triste pensar que muchas personas con problemas de autoestima pasan su vida “aguantándose a sí mismos” en lugar de “disfrutarse”. Más, sabiendo que en realidad todos tenemos la potencialidad de hacerlo.

El auto-conocimiento se ha declarado una de las principales claves del éxito llegando a liderar estanterías en las secciones de business y economía dentro de las librerías.  Esto se debe a que incrementar la conciencia sobre uno mismo más allá de que conseguir mejorar nuestro auto- concepto y consecuentemente autoestima (con la fuerza que ello conlleva) también nos permite tomar un punto de partida real en la toma de decisiones vitales y diarias que ejercemos.

Así. hay personas que no la desarrollan demasiado y toman decisiones empujados más por las inercias que les rodea, otros que aún teniendo reflexión y consciencia sobre si mismos optan por también dejarse llevar, los terceros son aquellos que aprenden a conocerse, a entenderse y decidir en base a las conclusiones que surgen de las conversaciones consigo mismos incrementando lo que el psicólogo llamó locus de control interno, en otras palabras, la sensación de que puedes decidir (y cambiar) lo que ocurre en tu vida.

En lo que a orientación profesional se refiere, hay diferentes dimensiones importantes de conocer sobre nosotros mismos que nos ayudarán a encontrar nuestra situación profesional idónea para cada momento de nuestra vida:

  1. Los valores son las guías de comportamiento, muy ligadas a nuestras motivaciones.
  2. Capacidad es el espacio para el desarrollo de habilidades y conocimiento. Las competencias son el nivel de destreza ante un reto (entendiéndolo como una tarea a realizar ligada a un contexto determinada). Incluye tres dimensiones; El conocimiento, la habilidad y la actitud.
  3. Las fortalezas es el valor añadido de tu persona. Son competencias especialmente desarrolladas y ligadas a tu forma de ser.

Y tú, tomarías un café contigo mismo?

Anuncios